REFUGEES WELCOME TO CATALONIA: A PRACTICAL GUIDE

martes, 22 de noviembre de 2011

Crímenes sin refugio

El Estatuto de Roma y la Corte Penal Internacional hacen avanzar la justicia global, aunque persiste una importante brecha por el bloqueo de los países más poderosos y sus aliados

El avance de la justicia internacional está estrechando el cerco y dejando sin refugio a los responsables de genocidio, crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra. El principio de jurisdicción universal que permite perseguir en un país las graves violaciones de derechos humanos cometidas en cualquier otro lugar, ha ido ganando terreno y, según datos de Amnistía Internacional, está asumido ya por más de 125 países. Y también ha llegado para quedarse la Corte Penal Internacional (CPI) de 2002, creada por el Estatuto de Roma de 1998 para investigar y juzgar esas gravísimas violaciones de los derechos humanos cuando las autoridades nacionales no puedan o no quieran hacerlo.